Comer de noche puede conducir a un grave aumento de peso, pero esto tiene más que ver con lo que escogemos comer a altas horas de la noche. Es más probable que por la noche tengamos a mano bocadillos que son una comida rápida, sencilla y sabrosa. Y en muchas cocinas, eso significa comida chatarra. Para romper el hábito de consumir comida chatarra por la noche, y las calorías no deseadas que trae consigo, pruebe las siguientes estrategias:

  • Consiga y almacene bocadillos saludables que sean iguales de rápidos que la comida chatarra alta en calorías. Algunas elecciones saludables: coma un trozo de fruta, agregar crema batida a las bayas es bajo en calorías; palomitas de maíz bajas en grasa para microondas; gelatina sin azúcar.
  • Tenga algo planeado de antemano si se considera un consumidor nocturno de bocadillos. Al ingerir una cena más liviana y saludable no se sentirá tan mal por comer un bocadillo liviano más tarde. Además ingerir comidas más pequeñas es bueno para su metabolismo.
  • Beba más agua. Muchas personas a menudo confunden estar sediento con estar hambriento. Antes de consumir bocadillos, beba algo de agua o té verde descafeinado. El té verde suprime el apetito. .